Ahorrar luz, 10 trucos fáciles y que no te afecte la subida

Ahorrar luzAhorrar luz se ha convertido ya en algo imprescindible porque la luz sube, otra vez. Parece que es una tendencia irremediable que la luz sea cada vez más y más cara. En España la factura eléctrica es una de las más elevadas de toda Europa y parece que el gobierno quiere ponerles vía libre a las eléctricas para que cada vez tengamos que pagar más y más. Si a esto le sumamos que extrañamente ahora se está hablando de cobrar impuestos para utilizar energía solar de manera privada, la mejor opción es simplemente reducir al máximo este gasto. Veamos cómo podemos lograr ahorrar luz de forma sencilla:

  1. Utilizar lo máximo posible la luz natural: la luz natural (de momento) es totalmente gratuita así que durante las horas del día n que haya luz intenta utilizar las habitaciones mejor iluminadas. Además de ahorrar directamente en la factura de la luz no provocarás desgasto en lámparas y bombillas. Incluso te puede interesar este vídeo…
  2. Sustituye la iluminación de tu casa por LEDS: Si no podemos utilizar la luz solar gratuita la mejor alternativa es la iluminación por LEDS. Aunque mucho más caros al principio el ahorro que no supone la tecnología LED a la larga nos compensa, y mucho. Los leds gastan mucho menos que las lámparas de bajo consumo así que es una tecnología de iluminación mucho más interesante. Si quieres descubrir más sobre esta tecnología pulsa aquí.
  3. No te cases con nadie y mira que compañía te ofrece mejor precio: Para esto puedes utilizar el comparador de la Comisión Nacional de energía aquí
  4. Para calentar mucho mejor el gas: Calentar agua, cocinar o la calefacción de nuestra casa sale mucho más caro con electricidad que con gas. Siempre que sea posible pasa te abras para estos usos.
  5. Vigila bien que electrodomésticos compras: A la hora de comprar un electrodoméstico mejor si es de clase A+ o superior. De esta forma sabemos que durante el tiempo de vida útil de estos electrodomésticos (se cuenta sobre unos 10 años) vamos a gastar mucho menos energía en su uso. En el caso de lavavajillas y lavadoras mejor que tengan toma de agua caliente, ya que es más eficiente y rápido calentarla en un calentador de gas que no en el propio electrodoméstico.
  6. La lucecita de en espera es tu enemiga: Los electrodomésticos que están en esperaAhorrar luz desenchufar o más conocidos como stand by, siguen consumiendo electricidad aunque nos parezcan apagados. Aunque te parezca poco haz memoria de todos los aparatos que tienes con esa lucecita en casa ahora mismo, al cabo del año esto supone mucho mucho dinero. Los cargadores, ya sea de teléfono móvil, ordenador, etc.. , también consumen por sólo el hecho de estar enchufados.
  7. Los ventiladores pueden ayudarte en invierno y en verano: Aunque parezca mentira los ventiladores en invierno también te pueden ser útiles. Un ventilador de techo puedo ayudarte a no tener que encender el aire acondicionado en verano, esto está claro, pero además muchos ventiladores de techo tienen la función de invierno. ¿En qué consiste? El aire caliente sube y lo que logramos con esta función es que el ventilador lo impulse para abajo, donde estamos nosotros. De esta sencilla manera gastaremos mucha menos energía Sea la estación del año que sea.
  8. Plantéate si te conviene la tarifa nocturna: Si tus hábitos de vida te lo permiten, es una excelente forma de ahorrar energía. Durante las horas en que la electricidad sale más barato es cuando tienes que utilizar los electrodomésticos que más gasta como la lavadora buen lavavajillas.
  9. Mantén la nevera limpia y bien ventilada: La nevera es uno de los electrodomésticos que nos supone mayor gasto. Mantenerla limpia y sin escarcha en su parte interior nos ayudará a que tenga que funcionar menos, y además en su parte exterior mantener la rejilla bien limpio y ventilada también ayuda a que Sea mucho más eficiente. También es importante mantener la aislada de fuentes de calor como el horno o el lavaplatos.
  10. Y por último no seas vago: La pereza en llevar a cabo actos tan simples como apagar la luz de una habitación cuando salimos pueden tener consecuencias bastante desagradables en nuestra factura eléctrica. Ya sé que es muy cómodo apagar la televisión por el mando y olvidarse pero ten en cuenta que al final de año puede suponer 50 € de diferencia. A la hora de ahorrar luz La pereza a la hora de actuar es nuestro mayor enemigo.